top of page
  • Foto del escritorInnermetrix Latinoamérica

La inteligencia emocional y la empatía, clave del éxito en el Liderazgo


Aunque durante años hemos pensado que el coeficiente intelectual (COI) de una persona es el mas grande predictor del éxito, los investigadores han encontrado que esto no es necesariamente el caso, pues en realidad, el coeficiente emocional de una persona (CE) pudiera ser un predictor de mayor éxito que su coeficiente intelectual.

¿Qué es la Inteligencia Emocional? Cuando los Doctores. Mayer y Salovey introdujeron el término "Inteligencia Emocional", utilizaron aquel término para describir la capacidad de una persona para entender sus emociones personales, las de los demás y para actuar adecuadamente basados en este entendimiento. Consiste en la habilidad para manejar los sentimientos y emociones, discriminar entre ellos y utilizar estos conocimientos para dirigir los propios pensamientos y acciones.


Según Mayer y Salovey:

La inteligencia emocional incluye la habilidad para percibir con precisión, valorar y expresar emoción; la habilidad de acceder y/o generar sentimientos cuando facilitan pensamientos; la habilidad de comprender la emoción y el conocimiento emocional; la habilidad para regular las emociones para promover crecimiento emocional e intelectual.

Una persona con buena inteligencia emocional se refiere a una persona que “piensa con el corazón”, que percibe, comprende y maneja inteligentemente las relaciones sociales.

Las habilidades como la empatía siempre han sido habilidades esenciales para los líderes, pero está adquiriendo una nueva dimensión y convirtiéndose en una prioridad. Lejos de ser un enfoque blando, puede generar importantes resultados a nivel de desempeño individual y organizacional.


Un buen liderazgo requiere una sutil mezcla de todo tipo de habilidades para crear las condiciones necesarias para el compromiso, la felicidad y el rendimiento, y la inteligencia emocional y la empatía ocupan el primer lugar de la lista.

Un estudio de la Universidad de Georgetown mostró que la incivilidad en el lugar de trabajo va en aumento y que sus efectos son significativos, como la reducción del rendimiento y la colaboración, el deterioro de la experiencia del cliente y el aumento de la rotación de personal.

En un contexto actual marcado por niveles de estrés y de ansiedad más elevados, con personas emocionalmente agotadas o en situación de “burn-out”, irritables, con dificultad para concentrarse, y donde la barrera entre la vida personal y la vida profesional se vuelve más delgada, nos esforzamos por encontrar la felicidad en el trabajo y la inteligencia y la empatía pueden ser un poderoso antídoto y contribuir en la construcción de experiencias positivas para los individuos y los equipos.

Un Estudio realizado por la ONG Catalyst mostró que la empatía tiene efectos constructivos importantes, en términos de:

  • Innovación: Cuando los colaboradores afirman que sus líderes son empáticos, los mismos colaboradores se identifican mas capaces de innovar: el 61% de los colaboradores, frente a sólo el 13% de los colaboradores cuyos líderes son menos empáticos.

  • Compromiso: El 76% de los que experimentaron empatía por parte de sus líderes afirmaron estar comprometidos, frente a sólo el 32% de los que experimentaron menos empatía.

  • Retención de talento: El 57% de las mujeres afirmaron que era poco probable que pensaran en dejar su empresa cuando sentían que ésta respetaba y valoraba su situación personal, frente a 14%, cuando no sentían ese nivel de valoración o respeto por su situación vital.

  • Inclusión: El 50% de las personas con líderes empáticos afirmaron que su lugar de trabajo era inclusivo, frente a sólo el 17% de las personas con líderes menos empáticos.

  • Conciliación. Cuando las personas sienten que sus líderes son más empáticos, el 86% afirma ser capaz de equilibrar las exigencias de su vida laboral y personal, haciendo malabarismos con éxito para cumplir con sus obligaciones personales, familiares y laborales. Esto contrasta con el 60% de los que perciben menos empatía.

  • Cooperación: cuando se introduce la empatía en la toma de decisiones, aumenta la cooperación e incluso hace que las personas sean más empáticas. La empatía atrae a empatía.

  • Salud mental: cuando los líderes eran percibidos como más empáticos, las personas informaban mejores niveles de salud mental.

LIDERAR CON EMPATÍA


  1. Los líderes pueden mostrar empatía y utilizar sus habilidades de inteligencia emocional de dos maneras: Pueden considerar los pensamientos de otra persona mediante la empatía cognitiva ("Si yo estuviera en su lugar, ¿qué estaría pensando ahora mismo?").

  2. Los líderes también pueden centrarse en los sentimientos de una persona mediante la empatía emocional ("Si yo estuviera en su lugar, ¿cómo me sentiría?"). Sin embargo, los líderes conseguirán mejores resultados no sólo cuando consideren a los demás personalmente, sino también cuando expresen sus preocupaciones y pregunten directamente sobre los retos, y luego escuchen las respuestas de los colaboradores. Los líderes no necesitan ser expertos en salud mental para demostrar que se preocupan y prestan atención. Basta con comprobarlo, hacer preguntas y escuchar lo que los miembros de su equipo tienen que decir. Los líderes también pueden informarse sobre los servicios de apoyo a la salud mental de la empresa, de modo que puedan facilitar información sobre recursos de ayuda adicional.


Un buen líder que demuestra inteligencia emocional también actúa. La gente confiará en los líderes y sentirá un mayor compromiso y dedicación cuando haya una correspondencia entre lo que el líder dice y hace. Toda esta comprensión de la situación ajena debe transformarse en compasión y acción. La empatía en acción es comprender las dificultades de un colaborador y ofrecerle ayuda. Es apreciar el punto de vista de una persona y entablar un debate sano que conduzca a una solución mejor. Es adoptar el punto de vista de un miembro del equipo y hacer una nueva recomendación que contribuya a un mayor éxito. Como dice el refrán popular, puede que la gente no recuerde lo que dices, pero recordará cómo les hiciste sentir.


La inteligencia emocional contribuye a establecer relaciones y culturas organizativas positivas, y también a obtener mejores resultados.


Innermetrix ofrece una gran herramienta permitiendo medir habilidades de Inteligencia Emocional fundamentales para el éxito personal y profesional. El Perfil Attribute Index - Inteligencia Emocional, nos ayuda a comprender el nivel de desarrollo de las habilidades relacionadas con el entendimiento de las emociones propias y de los demás, con la finalidad de establecer relaciones armoniosas con otros. Las principales habilidades de inteligencia emocional que tomamos en cuenta al evaluar a un líder o colaborador son:

  • Las habilidades de comunicación

  • Las habilidades interpersonales

  • Los motivadores personales

  • La autoconciencia

  • La autodirección

  • La conciencia social


Contáctanos ahora para tener más información sobre las soluciones Innermetrix: contacto@imxtools.com

117 visualizaciones

Comments


bottom of page